Carlos López noviembre 8, 2018

La Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) ha publicado los resultados del mercado mundial de carga aérea de septiembre de 2018. La demanda, medida en toneladas por kilómetro transportadas (FTK, por sus siglas en inglés), aumentó 2,0% en septiembre de 2018, en comparación con el mismo período del año anterior. Este ritmo de crecimiento se mantuvo relativamente sin cambios respecto al mes anterior, pero se quedó por debajo de la mitad del crecimiento promedio quinquenal (5,1%).

La capacidad de carga, medida en toneladas de carga por kilómetro disponibles (AFTK, por sus siglas en inglés), creció un 3,2% interanual y superó la demanda por séptimo mes consecutivo. Los rendimientos, sin embargo, parecen estar resistiendo.

La fuerte confianza del consumidor, un entorno sólido de inversión global y la expansión del comercio electrónico internacional sostienen la demanda, a pesar de la debilidad de algunos factores clave de crecimiento:

Anuncios
  • La caída de las exportaciones en todo el mundo por primera vez desde junio de 2017. En concreto, la cartera de pedidos de exportación se contrajo en los principales países exportadores en septiembre, excepto en Estados Unidos.
  • Los plazos de entrega se han alargado en la mayor parte de Asia y Europa, los dos principales mercados por volumen, lo que significa que no necesitan recurrir a las ventajas que ofrece el transporte aéreo en términos de rapidez.

“La demanda de carga aérea creció un 2% en septiembre, muy por debajo del 5,1% quinquenal. El debilitamiento de los pedidos y los plazos de entrega más largos reducen la necesidad de recurrir al transporte aéreo en muchos mercados tradicionales. Pero no todo son malas noticias. La confianza del consumidor crece en línea con la expansión del comercio electrónico internacional y dan un impulso a la carga aérea. Pero urge modernizar los procesos. El e-Air Waybill sigue progresando y en 2019 se convertirá en el documento predeterminado en las rutas comerciales habilitadas. Y aún se puede hacer mucho más desde los gobiernos y las cadenas de suministro para traer los procesos de carga aérea a la era digital”, dijo Alexandre de Juniac, consejero delegado de la IATA.

Análisis regional

Todas las regiones registraron crecimiento interanual en la demanda en septiembre de 2018, excepto África, donde se contrajo.

Las aerolíneas de Asia-Pacífico vieron crecer la demanda de carga aérea un 1,2% interanual. El desempeño de septiembre cayó respecto al mes anterior. La caída de las exportaciones, particularmente en Japón, China y Corea, y la interrupción de las operaciones a consecuencia de los tifones socavaron la demanda. Por otro lado, la amenaza de las medidas proteccionistas puede ser desproporcionalmente elevada en una región que ostenta la mayor cuota de mercado (más de un tercio del total). La capacidad aumentó un 1,2%.

En Norteamérica, los FTK aumentaron un 1,5% interanual. La capacidad aumentó un 4,9% en el mismo período. El reciente impulso de la economía de los EE. UU. y el fuerte gasto de los consumidores refuerzan la demanda de carga aérea y benefician a los transportistas del país. Sin embargo, los FTK internacionales disminuyeron considerablemente en septiembre, lo que ha provocado la caída de la demanda anual hasta un mínimo de 28 meses (1,5%) en ese mes.

Las aerolíneas europeas registraron un aumento de los FTK del 1,5% interanual. La capacidad aumentó un 0,9% interanual. Los FTK internacionales cayeron significativamente en septiembre, lo que llevó la demanda de carga internacional a un mínimo de 30 meses (1,2%) en el mismo mes. Al igual que con la desaceleración en Norteamérica, aún es pronto para decir si se trata de un debilitamiento general de la demanda.

Las aerolíneas de Oriente Medio lideraron el crecimiento: 6,6% interanual, más del doble respecto a las demás regiones. El aumento del comercio entre Europa y Asia parece indicar un repunte de los volúmenes desestacionalizados. La capacidad creció un 7,7% interanual.

Las aerolíneas latinoamericanas experimentaron un aumento de los FTK del 2,9% interanual. La capacidad aumentó un 4,3%. En lo que va de año, algunos de los mercados más pequeños dentro de la región han experimentado un fuerte crecimiento en los volúmenes internacionales de carga. Sin embargo, la fuerte recuperación de la demanda observada en los últimos 19 meses se ha detenido.

En África, los FTK cayeron por sexta vez en siete meses (2,1% interanual). La capacidad aumentó un 6,2% interanual. Después del pico registrado a finales de 2017, los volúmenes internacionales de carga desestacionalizados se han recuperado considerablemente en los últimos meses, aunque permanecen un 6% por debajo del máximo de noviembre de 2017. Las condiciones de demanda en todos los mercados clave hacia/desde África siguen siendo débiles.

Fuente: iata.org

Comentarios

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: